TIENE MÉXICO UNA ASIGNATURA PENDIENTE EN MATERIA DE EQUIDAD DE GÉNERO Y LGBT

México presenta la brecha más pronunciada en términos de salarios entre hombres y mujeres de los 37 países que conforman la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y de acuerdo a estimaciones de dicho organismo, los hombres tienen un ingreso medio anual 54.5 por ciento más alto que sus pares mujeres.

Elías Miguel Moreno Brizuela, presidente del CEN del Frente por la Cuarta Transformación, sostuvo que México debe asumir las demandas de equidad de género para garantizar una vida de derechos y oportunidades plenas que demandan las mujeres como un acto de justicia y reconocimiento social.

Explicó que como parte del sexto Eje del Decálogo del Frente por la Cuarta Transformacion, “proponemos una distribución de 50 y 50 para mujeres y hombres en todos los cargos de representación popular; la Presidencia de la República alternarla cada sexenio, 16 gubernaturas para mujeres y 16 para hombres, así como la misma ecuación para los municipios y las alcaldías”.

Destacó que las mujeres representan el 52 por ciento de la población mexicana, no obstante, no llegan a ocupar ni 10 por ciento de los puestos directivos, a pesar de tener mayor nivel educativo que los hombres.

Por ello, dicho Eje propone una penalización a las empresas que no ofrezcan los mismos salarios a hombres y mujeres para un mismo trabajo. “Es necesario tener mujeres rectoras de universidades y directoras de centros de investigación en la misma proporción con hombres”.

Dijo que la violencia de género se ha desbordado ante los altos índices de impunidad que se reflejan en los feminicidios que suceden en distintas partes del país, por lo que es fundamental reforzar la ley y la actuación de las policías, las fiscalías y los juzgados para sancionar penalmente a los responsables.

Otra lucha importante en materia de derechos humanos la enfrentan quienes son parte de la comunidad lésbico, gay, bisexual y transgénero (LGBT) que enfrentan obstáculos en el ejercicio de sus derechos.

Por lo anterior, debe garantizarse el acceso a la educación, al empleo, a la salud y a la expresión y desarrollo de su identidad, comentó.

“Asumimos una interacción respetuosa en el fortalecimiento, reconocimiento y respeto a sus derechos, y haremos la denuncias y señalamientos ante los actos de agresión y exclusión que les agravien”, concluyó.

Deja un comentario

Nombre y Correo obligatorios (Tu correo electrónico no será visible).