CHARLAN DE LAS FUNCIONES DE UN EXPERTO EN MÚSICA

A lo largo de la historia de la música también han existido personas que dedican su oído a analizar, en fondo y forma, las composiciones para poder emitir su opinión y que el público pueda comprender los rasgos característicos de estilos, elementos, definiciones, texturas y géneros, entre otras más.
 
Para ahondar en este tema, como parte fundamental para conocer las funciones de las y los expertos en música, así como resaltar la importancia de la crítica, en Cultura, Turismo y Deporte en un Click 3.0, el especialista Lázaro Azar compartió su experiencia y su conocimiento acerca del tema.
 
Pianista, crítico musical del periódico Reforma y Presidente de la Unión Mexicana de Cronistas de Teatro y Música, Azar cuenta con una gran reputación en el ámbito, pues, afirmó, que el oído y el corazón no se equivocan.
 
En ese tenor, compartió que su gusto por la música comenzó desde pequeño ya que cada vez que volvía de la escuela con una estrellita en la frente sus papás le regalaban discos de música infantil, hasta que se agotaron; después su abuelo le sugirió que eligiera “unos que nunca se vendían” eran de música clásica y ahí descubrió su pasión.
 
Después de tantos avatares llegó a Puebla a estudiar Comunicación, buscando que le quedara cerca la Ciudad de México para escaparse a escuchar conciertos. 
 
Terminando el plan de estudios pidió a sus papás un año sabático que comenzó en 1989 y que sigue hasta el día de hoy, compartió con una sonrisa, ya que ha dedicado su vida a lo que de verdad le gusta.
 
Su carrera como crítico nació de haber conocido al maestro José Antonio Alcaraz, que era el crítico musical de la revista Proceso, “yo en la vida había oído hablar del maestro, empecé a comprar la revista y me deslumbre con la manera en la que él escribía.
 
“Veía llegar a Bellas Artes a un señor con todo un séquito, su bastón, maletitas, maletotas y demás, y me dijeron: él es el maestro Alcaraz, y de pronto veo que un día el maestro agarró a bastonazos a una persona y le dijo improperio y medio, yo, entonces me dije, mejor con él de lejitos.
 
“Pero un buen día, en el intermedio de uno de los conciertos se acerca y me dice: hey tú, cucaracha, ya te vi que andas como pepita en comal en las mismas quermeses que yo, así que te espero el lunes a las tres, porque nos hacemos comadres o nos declaramos la guerra”.
 
De ahí nació una amistad entrañable que, a 20 años de su partida, Azar sigue añorando, pues siempre que charlaban él le pedía argumentos, fundamentos y en un día, para reemplazarlo, fue que Azar entró al periódico Reforma.
 
Posteriormente, sostuvo que “ser crítico en México no es fácil porque tener y mantener un espacio en el arte y la cultura no es fácil, pues para que tengas cierta autoridad en lo que dices tienes que tener el bagaje que lo sostenga”.
 
La crítica también es un momento en el que uno como especialista debe saber en qué instante hablar y cuando es mejor callar, son virtudes y atributos más nobles, pero también una de las armas más poderosas, expresó.
 
“Yo creo que la crítica, más que un mal necesario es un bien indispensable. Es una llave para asomarnos a cosas irrepetibles y que nos ayuda a terminar de armar ese caleidoscopio, ese rompecabezas que forma parte de nuestra cultura y que nos representa.
 
“Si no hubiera crítica, habría muchos pasajes musicales que hoy en día no podríamos entender y es por eso que la crítica es un bien indispensable”, indicó.
 
En esta actividad se leyeron algunos comentarios que el público realizó mientras transcurría la charla, en donde felicitaron y reconocieron la gran labor que desempeña Lázaro Azar como crítico, más en un lugar como México.

Dejar un comentario

Tu email no se mostrará.